D.O.P VINOS DE LA SIERRA DE SALAMANCA

En la Sierra de Salamanca el viñedo y el vino ha estado vinculado desde siempre a la naturaleza y al ser humano. Durante siglos se ha cultivado el viñedo en bancales, buscando la integración con el paisaje y seleccionando los mejores suelos y orientaciones para elaborar vinos distintos; vinos ligados a la tierra. Desde 2010, la DOP protege la tipicidad de los vinos que elaboran 10 bodegas convencidas del potencial de la Rufete y de la complejidad del terruño de nuestra zona.

VIÑEDOS

El verdadero tesoro de la Sierra de salamanca está en nuestros viñedos, situados en bancales sobre el río Alagón con cepas muy viejas de variedades autóctonas como la Rufete. Durante siglos los viticultores de la Sierra han ido ganando terreno a la montaña para cultivar viñedo en terrazas, conformando el espectacular paisaje de nuestro territorio. Parte de la zona de producción entra dentro del Parque Natural de las Batuecas – Sierra de Francia y toda forma parte de la Reserva de la Biosfera sierras de Béjar – Francia. Éste último título otorgado por la Unesco en 2006 remarca la gran influencia que ha tenido el ser humano en el medio ambiente de ésta zona, modelándolo sin romper el equilibrio de la naturaleza.

VIÑEDOS EN TERRAZAS

VINOS

Los vinos de la Sierra de Salamanca se caracterizan por una marcada tipicidad debida al terruño, muy complejo y peculiar. El proceso de elaboración empieza en el viñedo, cultivado don mucho esfuerzo para obtener poca producción de uva de gran calidad. La vendimia de se realiza manualmente y en cajas seleccionando las parcelas en su momento óptimo de madurez. Las bodegas, de pequeña capacidad y dotadas de las últimas tecnologías, elaboran el vino de forma natural, dejando que afloren las características de nuestros suelos, clima y variedades. Así conseguimos vinos distintos, vinos ligados a la Sierra: únicos y auténticos.

Puede que también te guste...